Imprimir esta página

Arranca en las farmacias de Aragón el piloto de receta electrónica para los mutualistas

  • 05 Julio 2019

De julio a diciembre, las farmacias de Aragón y Cantabria llevarán a cabo el pilotaje de receta electrónica de la Mutualidad General de Funcionarios Civiles del Estado (MUFACE), organismo público encargado de prestar asistencia sanitaria y social al colectivo de funcionarios.

En esta primera fase, las 735 farmacias aragonesas dispensarán las recetas electrónicas de los mutualistas que reciban prestación sanitaria a través del Servicio Aragonés de Salud (SALUD), 9.466 usuarios en Aragón. Desde que arrancó el piloto, el pasado 1 de julio, se han realizado en las farmacias aragonesas 129 dispensaciones electrónicas.

En la puesta en marcha de este proyecto piloto en Aragón, además de MUFACE y de los colegios oficiales de farmacéuticos de Zaragoza, Huesca y Teruel, también han intervenido el Consejo General de Colegios Oficiales de Farmacéuticos de España y el Servicio Aragonés de Salud (SALUD).

Los colegios de farmacéuticos de Aragón han colaborado en el desarrollo del proyecto, supervisando la adaptación de los programas de gestión en todos los aspectos técnicos necesarios, así como la homologación de los mismos, comprobando que cumplen los requisitos especificados por MUFACE.

Finalizado el pilotaje, cuando se sumen todas las comunidades autónomas, la receta electrónica de MUFACE será interoperable y los pacientes de esta mutualidad, más de un millón y medio de usuarios, podrán retirar sus medicamentos en cualquiera de las 22.000 oficinas de farmacia del territorio nacional.

Así lo establece la adenda firmada ayer, 4 de julio, por el director general de MUFACE, Antonio Sánchez, y el presidente del Consejo General de Colegios de Farmacéuticos de España, Jesús Aguilar. Al acto asistió el presidente de los colegios de farmacéuticos de Aragón, Ramón Jordán, quien ha querido recalcar «que este proyecto piloto de receta electrónica es un paso más dentro de la apuesta tecnológica de las farmacias aragonesas con el objetivo de mejorar la atención y la salud de los pacientes».

La adenda incorpora al concierto entre farmacias y pacientes de MUFACE las especificaciones relativas a la dispensación por las oficinas de farmacia de las recetas electrónicas prescritas a todo el colectivo protegido por MUFACE.

Receta electrónica privada y veterinaria
Los Colegios de Farmacéuticos ya están trabajando, junto con el Instituto para el Desarrollo e Integración de la Sanidad (Fundación IDIS), en el desarrollo e implantación de la receta electrónica privada, que aportará seguridad, agilidad y adherencia terapéutica a los pacientes con prestación sanitaria privada.

En el ámbito veterinario, la receta electrónica ya es una realidad. Farmacéuticos y veterinarios han suscrito un convenio que recoge el desarrollo tecnológico para la puesta en marcha del piloto del sistema de receta electrónica veterinaria en España, que comenzó el pasado mes de abril en 86 farmacias de la provincia de Toledo. La implantación de la receta electrónica veterinaria supone un avance importante en beneficio de la salud animal y humana, mejorando el control de los medicamentos veterinarios.

Receta en papel, más seguras
La tecnología también llega a las recetas en papel. El pasado marzo, médicos, dentistas, podólogos y farmacéuticos suscribieron un convenio de colaboración para la puesta en marcha de un sistema de validación de la receta privada en papel, que garantizará la autenticidad de la receta privada, evitará la falsificación de recetas y, por tanto, proporcionará la seguridad para los pacientes.

Con este sistema se introducen medidas de seguridad en la receta –mediante el Código de Verificación Electrónica (CVE)–, para que desde cualquier farmacia del Estado se pueda verificar su autenticidad. Con este sistema se recoge la trazabilidad de la receta, desde la verificación del prescriptor hasta la comprobación de que la receta ha sido dispensada, impidiendo así que vuelva a ser utilizada nuevamente.

Guipúzcoa será la primera provincia en adherirse al sistema e implementar el proceso de validación de la receta privada en soporte papel.

Valorar este artículo
(0 votos)

Artículos relacionados