Publicidad

banner-lainco
×

Advertencia

JUser: :_load: No se ha podido cargar al usuario con 'ID': 3058



Editorial

Debate

Los farmacéuticos en el mundo pueden ejercer en muchos campos ligados a las ciencias naturales y más específicamente a las ciencias de la salud, pero también es cierto que son los profesionales a los que por formación, por historia, incluso por ley, las distintas –muy distintas– sociedades les otorgan la responsabilidad y el monopolio de la dispensación de gran parte de los medicamentos.

De esos medicamentos que la sociedad considera lo suficientemente peligrosos para evitar que lleguen al consumidor a través de los canales estándares de distribución. Creo que es una buena definición de lo que es la función de la oficina de farmacia, lo suficientemente amplia para que sea certera. Es posible que esta definición esté exenta de suficiente rigor científico, pero cuando no tienes una escopeta de precisión con mira telescópica y de lo que se trata es de tocar la diana es mejor tirar con cartuchos de perdigones, seguramente no es tan limpio, pero es más probable darle con algún que otro perdigón.
De cualquier manera, lo que entendemos por esencial del ejercicio profesional en la oficina de farmacia –el cacareado modelo– es tan amplio que no es adecuado definir un modelo de farmacia basándonos exclusivamente en ello. Es un ejercicio de barroquismo intelectual, basado más en una ilusión voluntarista que en un análisis racional. El modelo de farmacia también tiene que ver con la economía, con el modelo empresarial que escojamos, con la evolución de la sociedad, el nivel de cultura sanitaria de sus ciudadanos y con la presión de competencia de los demás actores. Los modelos esencialistas sirven a lo sumo para el autoconvencimiento, que en el fondo es una muestra de debilidad, pero de ninguna manera son herramientas útiles para adaptarse y mucho menos para competir en el mundo real que no es capaz de reconocer esa supuesta esencia.
Enrocarse en postulados sin tener en cuenta todos esos factores que acaban configurando un modelo es mucho más arriesgado que poner sobre el tapete alternativas y propuestas que en el fondo buscan establecer una posición lo suficientemente solvente para competir.

PD. No soy tan inocente para creer que cualquier propuesta no está contaminada por la defensa de algún interés particular, y no lo soy tanto, que no me lo creo de ninguna, ni de las que pretenden no estar contaminadas por los mismos. Ese es el juego legítimo en una sociedad moderna y en esas sociedades lo oportuno es el debate abierto y civilizado.

Valorar este artículo
(0 votos)
Francesc Pla Santamans

Farmacéutico comunitario. Director de El Farmacéutico

2 comentarios

  • Enlace comentario Juan Carlos Serra Martes, 13 Mayo 2014 10:22 publicado por Juan Carlos Serra

    Apreciado Francesc:
    como suelo comentarte en los distendidos encuentros que tenemos alrededor de una mesa, siempre aprecio tus reflexiones sobre la farmacia, modelos y futuro. Y también,por supuesto las de tu editorial.
    Como sabes, comparto plenamente el comentario de Antoni Torres. Los farmacéuticos debemos guardar el equilibrio entre una excelente labor profesional atendiendo a nuestros pacientes/clientes (que, dicho sea de paso, garantiza y debería seguir garantizando, nuestra profesión y existencia)pero, en el otro lado de la balanza, debemos gestionar la farmacia como una empresa para lograr obtener unos recursos que permitan, en lo posible, reinvertir en ella, mejorar la atención al cliente/paciente, obtener más recursos... y así cerrar el círculo virtuoso. Sin gestión no hay control. Y sin control no hay farmacia.

  • Enlace comentario Antoni Torres Domingo, 11 Mayo 2014 15:53 publicado por Antoni Torres

    Sr. Pla, primero felicitarle por su editorial, se puede decir más fuerte pero no más claro.
    Me gustaría ampliar una parte de su razonamiento, el que se refiere a la dependencia del modelo de farmacia al modelo empresarial que escojamos.
    En este punto, considero de gran importancia el ver en la farmacia una empresa, ya sea mini, micro, nano, o de autoempleo, sólo él dominar y utilizar criterios de gestión puede asegurarnos el ser capaces de seguir desarrollando nuestra labor profesional con absoluta independencia, y centrados en la salud del ciudadano. Gestionar es intentar conseguir la máxima eficiencia de los recursos de que se dispone, obteniendo así una economía que nos permita ser solventes y por lo tanto sostenibles.
    Conviene pues asumir que para poder seguir actuando como profesionales y desarrollar aquello que la sociedad y las Administraciones en su nombre nos piden, la gestión empresarial es irrenunciable.

Dejar un comentario

En el último número de la revista...

Los cajones olvidados, como la memoria, van acumulando polvo. La memoria va superponiendo estratos, uno encima de otro. Pero incluso los más antiguos siguen allí. A veces por olvido, y ...

«Toda noche, por larga y sombría que parezca, tiene su amanecer»
Macbeth

...

Margarita López-Acosta piensa que se debe seguir trabajando para lograr que exista «un balance de género real que permita que cualquier persona, sea hombre o mujer, pueda desarro ...

Ana Teresa Jódar Pereña se licenció en Farmacia por la Universidad de Salamanca y en la Isabel I de Burgos en Nutrición. Posee un máster en atención farmac& ...

Las infecciones no complicadas de las vías urinarias (cistitis) constituyen, después de las respiratorias, el segundo grupo en importancia de infecciones extrahospitalarias, y son una ...

¿Has oído hablar alguna vez de la relación entre el cerebro y el intestino? Existe un vínculo entre ambos: la microbiota o flora intestinal1. La microbiota se ...

Nuestra microbiota
La microbiota autóctona es esencial para los seres vivos. La relación que mantenemos con ella es habitual ...

En la serie de tres artículos que se inicia con el presente repasaremos numerosos aspectos relacionados con el volumen de existencias obrantes e ...

«Consulta de gestión patrimonial» es una sección dedicada a contestar preguntas que el farmacéutico se plantea diariamente sobre la gestión de su patrimonio.< ...

La versatilidad de un vino a veces es muy difícil de encontrar. Entendemos esta versatilidad como la capacidad del vino para combinar y maridar con un sinfín de platos y poder ser cons ...

Selección de las últimas novedades literarias.

...

Durante siglos, pensadores y políticos buscaron principios firmes y sólidos: la historia como una roca, el hombre como una esfera que se llenaba de contenidos que transmitía de ...

Cuando comienza a escribir estas líneas, el farmacéutico no sabe muy bien qué es lo que quiere contar. No es titular de una farmacia, no trabaja en un hospital ni en una f&aacut ...

 

Revista El Farmacéutico

El Farmacéutico

La revista El Farmacéutico y su web son un producto de Ediciones Mayo, S.A. dedicado a la formación e información de los profesionales farmacéuticos. Los contenidos de la revista y la web requieren de una formación especializada para su correcta interpretación. En ningún caso la información proporcionada por El Farmacéutico reemplazará la relación de los profesionales farmacéuticos con los pacientes.