Shostakóvich y el poder

Julian Barnes (Leicester, 1946) sigue en estado de gracia. Después de deslumbrar a los lectores con El loro de Flaubert, escribió varias novelas con desigual fortuna y acierto, para entregarnos, estos últimos años, tres joyas: El sentido de un final, Nada que temer y su última obra, El ruido del tiempo (2016), centrada en la vida de Shostakóvich. Es un libro breve, que se lee de un tirón y no sólo está dirigido a los amantes de la música o los admiradores de Shostakóvich.

El texto, frío y distanciado, como conviene para describir un auténtico drama, muestra todas las desgracias padecidas por el compositor soviético, sus muchas flaquezas y debilidades, sus miedos y cobardías, su desigual relación con el poder, que lo quiso convertir en un músico del régimen, en el músico del régimen, el Beethoven rojo soñado por Stalin. De hecho lo consiguieron: Shostakóvich se humilló, aceptó todo tipo de vejaciones, compuso partituras infectas en honor del socialismo, criticó a Stravinsky en público, aceptó que el régimen le escribiera los textos que él firmaba, llenos de iniquidades. No contento con eso, el régimen alardeó de la obra de Shostakóvich, lo puso como ejemplo de la superioridad del hombre soviético: el comunismo no sólo creaba una sociedad igualitaria que progresaba más que el capitalismo, además enviaba cohetes al espacio y tenía al mejor músico del momento: el pobre Shosta.

Es mérito de Barnes no juzgar al personaje, aunque es obvio que lo trata con indulgencia. ¿Cómo criticar a un hombre que estuvo mucho tiempo durmiendo vestido, con la maleta hecha al lado de la cama, por si aparecían los comisarios y lo detenían? Educado en extremo, tímido e inofensivo, quería, si lo apresaban de noche, no molestar, no hacer ruido, no incomodar a nadie, tampoco a sus familiares. Sin embargo, nunca lo detuvieron: el régimen se dio cuenta de que le era más útil en libertad vigilada, asustado, acobardado, componiendo al dictado, rebajándose, haciendo cuanto el Partido le exigiese, si bien evidenciando su falta de entusiasmo, su aceptación de que mandaban sobre él, aunque en realidad no compartía las opiniones que ponían en su boca. Al régimen eso le traía sin cuidado.

Hay una anécdota estremecedora: Shosta es citado a declarar, y un inspector le indica que saben que ha estado en contacto con conspiradores que planeaban asesinar a Stalin, que sin duda él oyó algo de interés en esas conversaciones, que haga memoria y vuelva el lunes a informarle. Como Shosta no sabía nada del asunto, se dio cuenta de que era hombre muerto, y el lunes se presentó en la comisaría y preguntó por el inspector, convencido de que le detendría y sería confinado en un gulag. Pero el inspector en cuestión no estaba y nunca volvería: también él había sido purgado. Shosta volvió a su casa y, a partir de entonces, fue celosamente vigilado y utilizado. Con todo, encontró espacios de libertad, y sus sinfonías, que el régimen quería patrióticas, grandiosas y heroicas, son a menudo sarcásticas y ponen en tela de juicio el relato oficial del régimen. Cuando esperaban una apoteosis que celebrase la victoria sobre el nazismo, Shosta compuso la octava sinfonía, una obra pesimista y sarcástica, una cumbre de la desolación. Posiblemente pensaba que no había tanta diferencia entre comunismo y nazismo, y que era grotesco celebrar la victoria comunista cuando eso suponía la persecución y el exterminio de todos aquellos que no fueran considerados válidos por el régimen para sus propósitos. Y él lo era, de modo que fue encumbrado y reiteradamente galardonado, incluso con el Premio Lenin en 1958.

No le recordemos por su cobardía ni por su marcha para la policía soviética, sino por su dolor y sus mejores obras. Gracias, Shosta.

Valorar este artículo
(0 votos)

Dejar un comentario

En el último número de la revista...

Debe de ser para ahorrar, digo yo, o porque queda moderno, pero se ha puesto de moda substantivar el adjetivo farmacéutica, así, a palo seco, para referirse a los laboratorios que fabr ...

El año que comenzamos va a ser clave para el crecimiento, desarrollo y futuro de la farmacia española. Un año en el que nos vamos a convertir en la capital de la farmacia a nive ...

Nueve mujeres avanzadas a su tiempo

Texto: Javier March Fotografías: Lucía Moreno Diz,
CANAL EF

Flor Álvarez de Toledo Saavedra, Beatriz de Pascual-Teresa Fernández, M.ª del Val Díez Rodrigálvarez, Pilar Gascón Lecha, Margarita López Acosta, Carme ...

La tos es uno de los síntomas más comúnmente asociados al resfriado, aunque no sólo es un síntoma de enfermedad, sino también un mecanismo de defensa del or ...

Queridos lectores, iniciamos este artículo con una magnífica noticia: la esperanza de vida media de la población española es de 83,4 años, la segunda mayor de Euro ...

El exceso de peso es una enfermedad crónica caracterizada por un aumento de la masa grasa corporal, y en su patogenia intervienen hábitos de vida inadecuados, factores sociológi ...

Módulo 9. Esquizofrenia y otros trastornos psicóticos

Oton Bellver Monzó*, José Martínez Raga**,
Cursos

Objetivos de aprendizaje

  • Conocer los conceptos de esquizofrenia y otros trastornos psicóticos.
  • Reconocer los s& ...

«Consulta de gestión patrimonial» es una sección dedicada a contestar preguntas que el farmacéutico se plantea diariamente sobre la gestión de su patrimonio.< ...

En nuestro clima mediterráneo, el ciclo vegetativo anual que recorre cada año una cepa pasa por diferentes fases.

...

Selección de las últimas novedades literarias.

...

Todo empezó en los anaqueles de la librería de mi padre. Allí estaban, agazapadas, las obras completas de Sigmund Freud, el mago de Viena. Allí se ocultaban Edipo, la tri ...

José María Cabodevilla me lo dijo hace mucho tiempo, y yo quiero reproducirlo en mi tuit ahora. Recuerdo que era una tarde en la que hablábamos de lo divino y de lo humano. &laq ...

 

Lo más leído este mes

Afecciones de garganta


Profesión

Introducción y definiciónEntre las afecciones de garganta nos encontramos una serie de procesos que afectan a la mucosa y…

Veinte años no es nada


Ya viene el sol

El pasado mes de octubre tuvo lugar una nueva edición del Congreso de Atención Farmacéutica. Como una metáfora del…

Ommmmmm...


Editorial

Om es el mantra más conocido en la cultura occidental, pero, sin duda alguna, en el entorno del sector…

Posibles soluciones para la farmacia rural


Con firma

No es ninguna novedad la precaria situación en la que se encuentra la farmacia rural a día de hoy…

Módulo 8. Trastornos del neurodesarrollo. Trastorno del espectro autista y trastorno por déficit de atención e hiperactividad


Cursos

Objetivos de aprendizaje Conocer los principales trastornos del neurodesarrollo. Reconocer los síntomas que puede describir el familiar. Derivación al…

Trastornos del sueño


Protocolos en la farmacia

Definición y prevalenciaDefinición de sueñoEl sueño es una necesidad biológica que permite restablecer las funciones físicas y psicológicas esenciales…

Nueve mujeres avanzadas a su tiempo


CANAL EF

Flor Álvarez de Toledo Saavedra, Beatriz de Pascual-Teresa Fernández, M.ª del Val Díez Rodrigálvarez, Pilar Gascón Lecha, Margarita López…

Módulo 7. Trastornos del estado de ánimo y trastorno bipolar


Cursos

Objetivos del módulo Conocer los principales fármacos usados en los trastornos del estado de ánimo y el trastorno bipolar.…

Revista El Farmacéutico

El Farmacéutico

La revista El Farmacéutico y su web son un producto de Ediciones Mayo, S.A. dedicado a la formación e información de los profesionales farmacéuticos. Los contenidos de la revista y la web requieren de una formación especializada para su correcta interpretación. En ningún caso la información proporcionada por El Farmacéutico reemplazará la relación de los profesionales farmacéuticos con los pacientes.