Publicidad

banner-lainco

El bañador en la rebotica

  • 04 Junio 2014
  • Javier García Veiga

Soy un farmacéutico normal, del montón; lloro cuando mi novia me deja y cuando se identifica el inspector de sanidad que ha entrado en la farmacia. La oficina en la que ejerzo mi profesión, sin embargo, es una farmacia, podríamos decir, atípica. No es urbana, ni rural. Está en una playa en la que en invierno quedamos cuatro y la mitad son gatos.

Sin embargo, en verano la población se multiplica y la media docena de hoteles de la zona se llenan de turistas de blanca piel, objetivo predilecto de radiaciones ultravioletas e infrarrojas. A la sazón, y por si no fuera suficiente el ataque del astro rey por el día, al caer la noche su tejido epitelial es la diana favorita de perversas hembras hematófagas de dos especies de dípteros: Culex pipiens (mosquito común), o peor aún: de Aedes albopictusy, el temido mosquito tigre. Estas circunstancias, sumadas a las clásicas rutinas estivales en las que crece la demanda de medicamentos de venta sin receta para combatir los habituales excesos gastronómicos (paella) o etílicos (sangría), hacen que la visita a la botica local sea segura durante sus plácidas vacaciones. Esto me ha hecho observar y analizar, no sin sorpresa, las a veces grandes diferencias en los hábitos farmacoterapéuticos de los distintos países de nuestro entorno.
El ibuprofeno que demandan los ingleses es de 200 mg, y en casos excepcionales, de 400 mg. No saben que existe el de 600 mg, el que se prescribe en España. Sin embargo, la dosis que toman de paracetamol es de... ¡dos comprimidos de 500 mg cada 4 horas! Sus retoños toman el paracetamol en jarabe, pero no les dan nunca ibuprofeno. Y los supositorios... antes morir que ponerle a un inocente tan indigna forma farmacéutica.
Los alemanes, como es vox populi, son amantes de la fitoterapia en general, tanto para los infantes como para los adultos. Sin embargo, cuando los bebés germanos tienen una leve congestión nasal, el remedio es suministrarles en cada orificio nasal, puf puf, un descongestivo adrenérgico al 0,025%, presentación no comercializada en España. Otra característica de estos rubios visitantes es su temor casi patológico a un principio activo, la cortisona, que define en general a una familia de sustancias, los corticoides.
Los italianos son los mayores consumidores europeos de probióticos, prebióticos y simbióticos. Sanos o enfermos, niños o adultos, hay que tener una buena provisión de viales liofilizados prontos para su uso. Sus bebés toman pastina, que, aunque nunca la he visto, me han contado que son macarrones y similares de minúsculo tamaño, y demandan potitos sólo de pera para ir bien al baño, o de carne exclusivamente, para luego añadir las verduras caseras. A pesar de mis demandas a las empresas de alimentación infantil, mi deseo de complacerles sigue en eso. El analgésico favorito del pueblo transalpino, el que todos piden, es la nimesulida. Italia es el único país de nuestro entorno, y quizá del mundo, en el que se sigue comercializando a pesar de su hepatotoxicidad, motivo por el cual la Agencia Española del Medicamento suspendió su comercialización en 2002.
En un próximo artículo seguiremos analizando las variopintas costumbres medicinales, sanitarias y nutricionales de nuestros queridos vecinos.

Valorar este artículo
(3 votos)

Javier García Veiga

Miembro de AEFLA

Más en esta categoría: « La náusea Debates »

Dejar un comentario

En el último número de la revista...

Los cajones olvidados, como la memoria, van acumulando polvo. La memoria va superponiendo estratos, uno encima de otro. Pero incluso los más antiguos siguen allí. A veces por olvido, y ...

«Toda noche, por larga y sombría que parezca, tiene su amanecer»
Macbeth

...

Margarita López-Acosta piensa que se debe seguir trabajando para lograr que exista «un balance de género real que permita que cualquier persona, sea hombre o mujer, pueda desarro ...

Ana Teresa Jódar Pereña se licenció en Farmacia por la Universidad de Salamanca y en la Isabel I de Burgos en Nutrición. Posee un máster en atención farmac& ...

Las infecciones no complicadas de las vías urinarias (cistitis) constituyen, después de las respiratorias, el segundo grupo en importancia de infecciones extrahospitalarias, y son una ...

¿Has oído hablar alguna vez de la relación entre el cerebro y el intestino? Existe un vínculo entre ambos: la microbiota o flora intestinal1. La microbiota se ...

Nuestra microbiota
La microbiota autóctona es esencial para los seres vivos. La relación que mantenemos con ella es habitual ...

En la serie de tres artículos que se inicia con el presente repasaremos numerosos aspectos relacionados con el volumen de existencias obrantes e ...

«Consulta de gestión patrimonial» es una sección dedicada a contestar preguntas que el farmacéutico se plantea diariamente sobre la gestión de su patrimonio.< ...

La versatilidad de un vino a veces es muy difícil de encontrar. Entendemos esta versatilidad como la capacidad del vino para combinar y maridar con un sinfín de platos y poder ser cons ...

Selección de las últimas novedades literarias.

...

Durante siglos, pensadores y políticos buscaron principios firmes y sólidos: la historia como una roca, el hombre como una esfera que se llenaba de contenidos que transmitía de ...

Cuando comienza a escribir estas líneas, el farmacéutico no sabe muy bien qué es lo que quiere contar. No es titular de una farmacia, no trabaja en un hospital ni en una f&aacut ...

 

Revista El Farmacéutico

El Farmacéutico

La revista El Farmacéutico y su web son un producto de Ediciones Mayo, S.A. dedicado a la formación e información de los profesionales farmacéuticos. Los contenidos de la revista y la web requieren de una formación especializada para su correcta interpretación. En ningún caso la información proporcionada por El Farmacéutico reemplazará la relación de los profesionales farmacéuticos con los pacientes.